El estudiante de Vernot School es una persona comprometida con la filosofía del colegio, que ama a Dios, a su patria y a sus semejantes, siendo honestos, creativos, respetuosos, autónomos, intelectuales y defensores de la naturaleza, responsables de su proyecto de vida, líder, constructor de cambios, con valores éticos y sólidas bases en el manejo del bilingüismo.